442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
07/04/2011

Fútbol

El Bicho no lo aguantó: perdió 2-1

Valiéndose de su brazo, el defensor Aquivaldo Mosquera frena una carga de Franco Niell. /EFE

Un gol de Niell de cabeza a los tres del segundo tiempo hacía ganar a Argentinos en México, pero el América lo dio vuelta y ahora manda en el Grupo 3 de la Copa.

En el célebre estadio Azteca de México, Argentinos Juniors no supo aguantar la ventaja que sacó sobre el América y terminó perdiendo 2-1, lo que permitió a los locales asumir el comando del Grupo 3 de la Libertadores faltando una fecha para el final de la fase de grupos.

Franco Niell, en el tercer minuto del segundo tiempo, puso en ventaja a Argentinos, pero el argentino Vicente Matías Vuoso igualó a los 26 y Daniel Márquez a los 37 consiguió el tanto que dio vuelta definitivamente el marcador a favor del América.

Con este triunfo, la escuadra mexicana pasó a liderar la zona con 9 puntos, mientras que el conjunto argentino -que venía como puntero- quedó en la segunda posición al acumular 7 unidades como Nacional de Montevideo. Cierra las posiciones con 5 el Fluminense de Brasil, que aún tiene posibilidades de clasificar si vence en la jornada final a Argentinos en La Paternal.

Para el Bicho, en cambio, una victoria en esa fecha ante el Flu significará una clasificación segura a 8vos. de final, aunque aún empatando puede pasar a esa fase de darse un empate o ganar los mexicanos en el partido que los enfrentará con Nacional en Uruguay.

El primer tiempo en el Azteca fue deslucido, lo que desató las silbatinas de los aficionados. Ante la imposibilidad de llegar a las áreas rivales, las mejores oportunidades de ambas escuadras se dieron mediante disparos de media distancia, sobre todo de un equipo mexicano que también apostó por los contragolpes. Pero la defensa visitante se distinguió por su trabajo.

Argentinos Juniors sorprendió en el arranque del complemento con el gol de Niell, que desanimó momentáneamente al América. Sin embargo, el técnico chileno Carlos Reinoso hizo ingresar a Ángel Reyna, Vuoso y Márquez, y esos tres elementos de ataque terminaron por resolver el partido.

Los arqueros habían tenido una velada tranquila hasta el minuto 21, cuando Juan Mercier sacó un potente disparo de pierna derecha que Guillermo Ochoa desvió por encima del travesaño metiéndole las palmas a la pelota.

A los 31 Oscar Rojas, lateral del cuadro mexicano, se acercó al área y sacó un tiro raso que buscaba el ángulo inferior derecho, pero el guardameta Nicolás Navarro se lanzó de manera oportuna.

América ensayó otro par de tiros, pero por conducto de sus defensas centrales que se agregaron al frente. Primero fue el colombiano Aquivaldo Mosquera en el minuto 34, y al ratito Diego Cervantes. En ambos intentos Navarro resolvió sin dificultades.

Al 38, tras un tiro libre cobrado por Pavel Pardo, Enrique Esqueda apareció en el área de Argentinos Juniors y con un cabezazo mandó el balón al fondo de la red, pero la jugada perdió validez por un fuera de lugar señalado por el árbitro.

La escuadra visitante estuvo cerca de irse al descanso con la ventaja en el marcador,  luego de un testarazo de Niell que se fue a unos cuantos centímetros del poste derecho de Ochoa.

El mismo Niell puso en ventaja al Bicho en su primer arribo de lapso complementario. Gonzalo Prósperi cobró un tiro de esquina por izquierda, a primer palo, y el 22 visitante se anticipó a su marcador para rematar de cabeza al poste contrario y marcar el 1-0.

América tardó en asimilar el gol y paulatinamente fue generando riesgos por la banda derecha con los arribos de Reyna, quien provocó el empate con una llegada a la línea de fondo. Navarro salió a achicar el ángulo y el americanista tocó la pelota al centro para que el Toro Vuoso llegara a resolver el 1-1 ante la presión de dos defensores.

Las Águilas lograron darlo vuelta en una pelota quieta. Reyna cobró un tiro libre por izquierda y el balón fue al centro del área, donde Márquez se deshizo de la marca y estableció el 2-1 con la testa. Los azulcremas conservaron el resultado, y en cuanto el árbitro pitó el final se desató un conato de bronca por un pique entre Reyna y Miguel Torrén.

Archivado en: , ,
Clubes:

 

 

Opinión