442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
12/10/2012

Fútbol

Higuaín: «Me hubiera arrepentido»

Higuaín con "La Garganta Poderosa"

El Pipita dijo que nunca dudó sobre su deseo de jugar con la Selección. La comparación entre un Boca-River y un Real Madrid-Barcelona.

En una charla a fondo con la revista de cultura villera La Garganta Poderosa, Gonzalo Higuaín reconoció que se hubiera «arrepentido» si hubiese terminado jugando para la selección francesa. «Yo soy argentino, de los pies a la cabeza«, tiró el Pipita.

«Desde el primer minuto que me preguntaron dónde quería jugar, no tuve ninguna duda. Viví siempre en la Argentina, y haber nacido en Francia fue algo circunstancial, aunque sea un país al que también le estoy agradecido. No tengo nada que reprocharle, pero pasé 18 años en Buenos Aires antes de irme a España, y no tenía ninguna duda de la Selección donde soñaba jugar. Me hubiera arrepentido si no jugaba para la Selección Nacional. Yo soy argentino, de los pies a la cabeza», explicó Higuaín.

«Uno siempre trata de acordarse de dónde viene, de dónde se crió, de lo que fue antes de ser lo que ahora es. Y por eso, siempre trato de hacer lo mismo que haría cualquier persona de mi edad, aunque a veces cuesta, porque son muchas cosas las que pasan y es un poco difícil mantenerse en pie», dijo El Pipita.

«Yo viví toda mi infancia y mi juventud en Saavedra, donde me conocen de chiquito y me siguen viendo como ese pibe que fui antes de ser futbolista. Y cada vez que piso la Argentina no pienso en ir a otro lado que a mi barrio. Hay cosas que tiene la Argentina que no pueden comprarse ni con toda la plata del mundo, como los asados, los vestuarios, el truco, los amigos, los mates a la mañana, y varias cosas más, que uno recuerda día a día», aseguró el delantero del Real Madrid y la Selección.

El Pipita también trazó una comparación entre superclásicos: «Un Boca-River se vive más intenso que un Barcelona-Real Madrid, aunque podría destacar cosas lindas de ambos. Es verdad que el clásico español es muy bonito y hoy acapara más atención a nivel mundial, pero un River-Boca es más pasional. Son dos cosas distintas».

Y fue crítico con respecto a la forma en que se vive el fútbol. «Todo lo que se hace se agranda mucho para bien o mucho para mal. Se exagera todo. Y además, me parece que los jugadores estamos muy expuestos a todo; ante cada cosa que hacemos, la gente opina si está bien o si está mal… Pero bueno, eso lo sabía desde que empecé a jugar», concluyó.

Archivado en: ,

 

 

Opinión