442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
16/12/2018

Un choque de frente con los petrodólares

Al Ain será el rival de River en semifinales del Mundial de Clubes. //AFP

El club anfitrión, que participa por ser el campeón de los Emiratos, venció 3-0 a Esperance y alcanzó la semifinal. Allí jugó Scocco.

Hay un dato curioso que adquirió relevancia este sábado, luego de que el Al Ain emiratí, el equipo anfitrión del Mundial de Clubes, sorprendiera en su estadio al campeón de África, el Esperance tunecino, y lo derrotara 3-0 por los cuartos de final del Mundial de Clubes. Adquirió relevancia porque el desconocido Al Ain ahora será el rival de River en semifinales. ¿Pero cuál es el dato? Que Ignacio Scocco, uno de los delanteros del campeón de América, jugó allí en 2011, durante su temporada en Emiratos Árabes Unidos.

Ahora Scocco está de vuelta en ese país, y enfrentará a su ex club, que lo contrató antes de que el delantero emprendiera su vuelta a la Argentina para jugar en Newell’s, con el que salió campeón en 2013 bajo las órdenes de Gerardo Martino.

Scocco recordó estos días su paso por Al Ain, y aseguró  que tiene “lindos recuerdos”. Lo dijo un poco en inglés y un poco en castellano, hasta que los periodistas le dijeron que no había problema si hablaba en español, algo que agradeció con sonrisas.

River chocará contra el Al Ain el martes, en esa ciudad, mientras que el Esperance tendrá que jugar ese mismo día en el partido por el quinto puesto ante las Chivas de Guadalajara mexicanas.

Mohamed Ahmad y Hussein El Shahat encarrilaron el partido para los locales en la primera parte; en la segunda amplió la cuenta Bandar Al Ahbabi.

El Al Ain sigue así los pasos del anfitrión del pasado Mundial, su compatriota Al Jazira, que también llegó a las semis en 2017 y se la peleó al Real Madrid, que lo derrotó por 2-1, con un gol de de Gareth Bale en el minuto 81.

Su victoria ayer fue mucho más tranquila que la del miércoles en la ronda preliminar, donde levantó un 3 a 0 en contra ante el Wellington neozelandés, antes de poder igualar en la recta final 3-3 para forzar el tiempo suplementario y luego imponerse por penales.

El entrenador del Al Ain, el croata Zoran Mamic, elogió la calidad e historia de River, pero aseguró que su equipo puede complicarle el partido al campeón de la Libertadores.

“Será un gran placer jugar contra River, un equipo con gran historia. Es un partido interesante”, comentó Mamic en la conferencia de prensa. Y agregó: “Es uno de los grandes clubes del mundo, tiene una gran historia. Intentaremos ponérselo difícil”. Mamic lo sabe: en el fútbol, y en el Mundial de Clubes, las sorpresas pueden aparecer en cada partido: si no, que lo diga el Chivas de Guadalajara.

Esta nota fue publicada en la Edición Impresa del Diario Perfil.

Archivado en: , , , , ,
Clubes:
Aparecen en este artículo:

 

 

Opinión