domingo 25 de julio de 2021
Perfil

FúTBOL | 27-04-2020 11:51

A la espera de la libertad, Ronaldinho habló en Paraguay y contó detalles de sus días en prisión

El astro brasileño cumple el arresto domiciliario impuesto por la justicia en un lujoso hotel de Asunción.

Ronaldinho siempre fue noticia por sus goles, sus gambetas y su alegría para jugar al fútbol. A lo sumo, por algún que otro reto o conflicto con los dirigentes o el entrenador de su club por irse de fiesta, pero lo que le tocó vivir durante el último mes y medio jamás se lo imaginó y desde el hotel de en Asunción donde cumple la prisión domiciliaria, el astro brasileño repasó los peores días de su vida desde que fue arrestado junto a su hermano por la utilización de documentos falsos.

"Fue un golpe duro, nunca imaginé que pasaría por una situación así. Toda la vida he buscado llegar al más alto nivel profesional y llevar alegría a la gente con mi fútbol", declaró el brasileño en diálogo con ABC Color de Paraguay.

El hombre que festejó su cumpleaños número 40 en la cárcel agregó sobre el motivo de su detención: "Nos quedamos totalmente sorprendidos al enterarnos que los documentos no eran legales. Desde ese entonces, nuestra intención fue siempre colaborar con la justicia para aclarar el hecho. Desde ese momento hasta hoy, hemos explicado facilitado todo lo que la justicia nos solicitó. Esperamos que puedan utilizar y confirmar lo que nosotros aportamos y que podamos salir de esta situación en la brevedad", comentó como expresión de deseo el ex Barcelona.

Y sobre su estadía en la cárcel, Ronaldinho Gaúcho reconoció que fue muy bien tratado por sus compañeros de reclusión: "Todas las personas con las que tuve la oportunidad de compartir en la Agrupación me han recibido con amabilidad. Jugar al fútbol, firmar autógrafos y sacarme fotos es parte de mi vida; no había motivo para dejar de hacerlo y mucho menos con personas que estaban viviendo un momento difícil igual que yo.

El campeón del mundo en 2002 llegó a Paraguay para el lanzamiento de un casino online y para promocionar el libro Craque da Vida pero nada salió según lo planeado y pasó un mes en prisión. Desde el 7 de abril se encuentra cumpliendo con el arresto domiciliario a la espera de la libertad que le permita volver a su país. Y aunque no sabe cuándo será, Dinho ya se imagina lo que va a hacer cuando suceda: “Lo primero será dar un beso grande a mi madre que vive estos días difíciles desde el inicio de la pandemia de Covid-19 en su casa, después será absorber el impacto que esto ha generado y seguir adelante con fe y fuerza”.   

 

 

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en