442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
11/04/2015

Deme argento por docena

Los que mas. Ojeda, de Unión La Calera de Chile, y Barrales, del Asteras Trípoli griego: con nueve, son los clubes del exterior con más argentinos. | Cedoc Perfil

Un censo arrojó que hay 1.657 futbolistas argentinos en el exterior, una cifra que crece año a año. Historias grandes, historias mínimas.

Era la época en que recién aparecían Twitter y Facebook. Allá por el ya lejano 2007 un increíble descubrimiento los llevó hasta un destino que lejos está de ser soñado por los futbolistas. Es que las Islas Maldivas son un paradisíaco archipiélago formado por 1.200 islas en el medio del Océano Indico, al suroeste de la India; para llegar desde Argentina hay que viajar 35 horas. Y hasta allí fue Darío Husain para jugar en el VB Sport, en lo que fue su primer gran ‘golpe en el mercado’. Es que fueron ellos los que tuvieron la primicia que el menor de los Husain llegaba a ese ignoto fútbol: desde entonces, los seguidores de la web AXEM (Argentinos por el mundo) están pendientes de sus informes sobre la cantidad de jugadores de estos lares que dejaron los potreros para recorrer el mundo pateando una pelota. En el último, publicado esta semana, la cifra llegó a 1.657 futbolistas, de los cuales 630 juegan en Primera. Casi la suma de todos los jugadores del torneo de 30 equipos que se juega acá: la cifra aquí ronda los 750 futbolistas.

Fue hace más de 25 años cuando Federico Alvarez Braga (el único que no es periodista, ya que es abogado que vive en México) empezó como hobby personal buscando a todos los jugadores argentinos desparramados por Europa gracias a la inestimable ayuda de la revista El Gráfico. Fue en la web Ticespor, en 2007, en la que se empezó a publicarse el archivo. Ese año fueron 831 los que registraron en el mapa, sólo cuatro menos de la mitad de los que ubicaron en este año. Tras un asado compartido entre varios, el equipo de investigación se fue poblando y se sumaron Diego Jolodovsky, Gonzalo Bobadilla, Agustín Suárez, Emmanuel Lucero y Claudio Aiuto. Aiuto cuenta como va mejorando la red de búsqueda: “El trabajo es tan profesional que todos los días vamos hablando con los jugadores para que nos cuenten novedades. Es una rutina diaria”. Ellos son los que manejan las cuentas de Twitter (@AXEM015) y Facebook, mientras que sólo Alvarez Braga va agregando las novedades en el Excel día por medio.

Muchos de los futbolistas que empiezan jugando en clubes desconocidos y se consagran son un pequeño triunfo para los chicos de AXEM.

Ignotos y no tanto. La experiencia, pero sobre todo las nuevas tecnologías, son las que les dejan averiguar historias como las de Gaspar Félix Lezcano y Miguel Angel Magnoni, dos argentinos que se convirtieron en los primeros de la historia en jugar en el Campeonato Nacional de Vanuatu. Más precisamente, estos jugadores que recorrieron muchos clubes de las categorías italianas forman parte del Amicale FC, el club más laureado (tres títulos) en las primeras cinco ediciones del torneo.

Pero no sólo del mundo under se alimentan. También tienen primicias mundiales. Como cuando se enteraron, por medio de un ex jugador devenido en representante, que Pablo Aimar dejaba el Benfica y llevaba su fútbol a Malasia. ¿Quién les dijo esa noticia que sorprendió a más de uno? Martín Prest, un marplatense que se retiró de las canchas y que forjó una buena relación con Tunku Ismail, el sultán malayo, que lo llevó a ser el nexo para acercar argentinos al Johor. Tanto que hoy es el Director Deportivo del club que tiene en sus filas a Luciano Figueroa, Patito Rodríguez, Bebu Velázquez y Nicolás Delmonte (estos últimos dos juegan en el Johor II, la filial).

El triunfo de todos. Muchos de los futbolistas que empiezan jugando en clubes desconocidos y se consagran son un pequeño triunfo para los chicos de AXEM. El caso más resonante es el de Alberto Tino Costa, quien comenzó en la liga de Las Flores y cruzó el océano para jugar en el Basse Terre, de ¡Isla Guadalupe! Después pasó al Racing de Paris, Pau, Sete, todos clubes del ascenso francés. El primer golpe de su carrera fue su llegada al Montpellier, que terminó quinto en Le Championat y terminó siendo su trampolín. De ahí pasó al Spartak Moscú ruso, luego al Valencia, para en la actualidad defender los colores del Genoa.

“Más solo que futbolista argentino en África”. Esa debería ser una nueva frase cuando se hable de la soledad. Eso es lo que describe la situación de Fernando Avalos, el único argentino en el fútbol africano. El surgido de las inferiores de Español y que debutó con Nueva Chicago en la B Nacional, pasó por Huracán, se fue a prueba a Salvador, San Pablo, Corinthians, Basilea, Boavista (donde jugó Champions League), Nacional de Portugal, al fútbol chipriota, hasta llegar al Bravos do Maquis, de la primera división de Angola, en febrero del año pasado.

A la hora de elegir una anécdota que los llenó, los integrantes de AXEM no tienen dudas. Es Aiuto el que la cuenta: “Tomás Pavone, el hermano de Mariano y que hoy juega en el Folgore italiano, se fue a Europa con otros futbolistas y el empresario que les prometió todo los defraudó. Desesperados me dejaron una foto del que los estafó y la subí a una redes sociales. Tuvo muchísima aceptación y ellos siempre nos lo recuerdan”. Fue una ayuda para varias posibles víctimas. En ese caso no actuaron como periodistas, sino como argentinos ayudando a otros argentinos.

Esta nota fue publicada en la Edición Impresa del Diario Perfil.

Archivado en: , , , , ,

 

 

Opinión