martes 21 de mayo del 2024
Abusos en el fútbol

El antecedente de Vélez con las denuncias por abuso sexual: cómo actuó el club y quiénes fueron los involucrados

Cuatro futbolistas del "Fortín" fueron denuncias por un supuesto a abuso a una joven en Tucumán, pero no es la primera vez que el club de Liniers se ve involucrado en una situación tan delicada.

442

En las últimas estallo un nuevo escándalo para Vélez Sarsfield, es que una mujer de 24 años denunció ante Justicia a cuatro futbolistas del Fortín por un presunto abuso sexual ocurrido el pasado fin de semana en un reconocido hotel de Tucumán cuando el plantel viajó a dicha provincia para disputar su partido por la Copa de la Liga contra Atlético.

La joven que es periodista deportiva aseguró que un jugador la habría invitado vía Instagram al alojamiento y que allí la habrían hecho beber alcohol hasta perder la consciencia y es ahí donde los jugadores del equipo de Liniers habrían consumado el acto.

Los jugadores implicados serían Gabriel Florentín, Sebastián Sosa, Abel Osorio (quien marcó un gol en la última victoria de Vélez ante Rosario Central) y Braian Cufré.

Tras la denuncia, la Unidad Fiscal de Abuso Contra la Integridad Sexual Nro. 1, dispuso que se le hagan los exámenes de rigor a la víctima, se secuestren las prendas de vestir que tenía la mujer al momento y que se realice las extracciones fílmicas de las cámaras de seguridad del hotel Hilton donde habría ocurrido el hecho.

En paralelo, las autoridades de Vélez trabajan para clarificar el hecho y por el momento no realizaron ninguna declaración ni las redes sociales oficiales del club ni en los medios de comunicación. 

Vale destacar que no es la primera vez que la institución de Liniers se ve envuelta en una situación tan delicada como la que acaba de trascender. 

Vélez

El antecedente

Hace pocos años atrás una joven también denunció a un grupo de futbolistas de Vélez por abuso sexual. Según relató, la mujer fue agredida sexualemente en el año 2020 durante una fiesta clandestina en el barrio cerrado Camino Real de Boulogne, en San Isidro, dónde vivía el delantero del club Juan Martín Lucero. En el lugar estaban Miguel Brizuela, Thiago Almada, Ricardo Centurión y el ex técnico Juan José Acuña (el principal acusado). 

Los jugadores involucrados fueron citados a declarar como testigos, y un dato importante es que por disposición del club, el primero en incorporar un protocolo para casos de violencia de género, quedaron afuera de la convocatoria para el partido que en ese entonces Velez jugaba contra Patronato por la Copa Diego Maradona de la AFA. 

Si bien ninguno de los cuatro futbolistas fue mencionado como el autor de la agresión sexual, Centurión y Brizuela tienen antecedentes por violencia de género. A Ricky una ex novia lo denunció en mayo de 2017, cuando era jugador de Boca, por una agresión física, y a Brizuela lo acusaron en junio del 2020 por una golpiza. En Vélez se activó el protocolo de violencia de género y fue separado del plantel profesional -aunque en ese momento no había fútbol por la cuarentena del coronavirus-, pero como la causa fue archivada, volvió a ser habilitado para jugar. 

No obstante, la víctima y otras jóvenes que la acompañaban también denunciaron que fueron robadas sus carteras y pertenencias personales, como celulares y billeteras, pero aclararon que los jugadores no estuvieron involucrados en el abuso, aunque sí habrían estado presentes en la vivienda en el momento del hecho. Finalmente los cuatro jugadores fueron desvinculados de la causa. 

BP

En esta Nota