domingo 19 de septiembre de 2021
Perfil

FúTBOL | 22-02-2020 11:39

Messi y una semana de noticias al revés

El escándalo por la campaña en su contra en redes sociales, mas los conflictos de esta temporada, hicieron verosímil cualquier versión sobre un posible cambio de club. Pero nada de lo que se publico se concretará.

Agustín Colombo
Agustín Colombo

Periodista

Que viene a Newell’s. Que viene pero no viene solo: Gabriel Heinze dejaría Vélez y sería su técnico. Que Guillermo Barros Schelotto se ilusiona con dirigirlo en la Major League Soccer de Estados Unidos. Que el Manchester City se prepara para ficharlo. Que el Inter sueña con que comparta la delantera con Lautaro Martínez. Que la Juventus quiere lo imposible: tenerlo junto a Cristiano Ronaldo en el ataque. Poner Messi en el Google Noticias esta semana puede llegar a desorientar a cualquiera.  

En estos últimos días, en su nombre se generaron más fake news que durante una campaña presidencial. Desde que un informe de la Cadena Ser informó que Barcelona había contratado a la empresa I3 Ventures y que esta llevó adelante una campaña de mentiras y difamaciones contra el argentino, su esposa, Antonella Roccuzzo, Gerard Piqué y otros referentes pasados y presentes del club –todo en medio de una temporada repleta de conflictos y en la que acaba de ser destituido Ernesto Valverde como técnico luego de una serie de derrotas inesperadas–, la continuidad de Messi en el Barcelona empezó a tener libres interpretaciones para periodistas y medios, tanto de Argentina como de España. Era lógico: su disgusto por esa situación –absolutamente real– le daba verosimilitud a cualquier información que lo pusiera, por primera vez desde que es jugador profesional, lejos de Castelldefels, el bucólico barrio residencial donde vive.  

La dudas comenzaron a disiparse el miércoles, luego de una extensa entrevista que le dio al diario Mundo Deportivo. Ahí, en ese diálogo, el crack argentino admitió cierto resquemor por lo que había sucedido, pero también afirmó que quiere quedarse en el Barcelona. “La verdad es que yo veo raro que pase una cosa así. Pero decían también que habría pruebas. Habrá que esperar a ver si es verdad o no. Mucho no podemos decir y sí esperar a ver qué pasa con todo esto. Me pareció un tema raro”.    

Las declaraciones de Messi fueron luego de que el club anunció la disolución del contrato con I3 Ventures y de que el presidente, Josep Bartomeu, pidió una reunión urgente con los referentes del primer equipo (Messi, Piqué, Busquets y Sergi Roberto) para explicarles la situación. Después, el presidente tuvo una reunión similar pero con la plana mayor de la directiva del club. En ambos encuentros, Bartomeu aseguró que el contrato con I3 Ventures era para monitorear y mejorar el posicionamiento en redes sociales y no para desprestigiar a nadie. Lo que sucedió es motivo de investigación.  

El dueño de I3 Ventures, el empresario uruguayo Carlos Ibáñez, salió a defenderse, pero sus argumentos no convencieron ni a la dirigencia ni a nadie. Según reveló el periodista Alejandro Wall en el programa Pasaron cosas, de Radio con Vos, Ibáñez es socio de Gastón Douek, conocido como el “señor de los trolls”, uno de los cerebros detrás de las convocatorias virtuales a los cacerolazos contra el gobierno de Cristina Kirchner. En una entrevista que le concedió a La Nación, Douek había admitido manejar “decenas de miles de cuentas falsas” en Twitter que funcionan de manera automatizada.

Pero como sucedió con las difamaciones y el “trolleo” en redes, lo que proliferó esta semana atípica para Messi fueron las noticias sobre su continuidad en el Barcelona. Lo de Newell’s fue lo más sólido, obvio: el club sueña con tenerlo, Messi siempre deja la puerta abierta, Maxi Rodríguez habla con él desde hace meses y hasta viajaron dos dirigentes para esbozar alguna charla. Uno de ellos, el vicepresidente Cristian D’Amico, no escondió el plan leproso, que une a la AFA y a la Superliga, hoy en estado de guerra: “Es un proyecto que acercó la Agrupación Autoconvocados. Me pareció muy bueno y nosotros le dimos un plus. Todo eso fue elevado a la AFA. Estamos hablando del mejor jugador del mundo. Habría que preparar un país para recibir a Messi”. ¿Llegará después de junio, como se dijo? No. Solo hay esperanza de que alguna vez llegue. ¿Lo del City, el Calcio y todo lo otro? Nada real. Solo noticias al revés. 

¿Vigilado? Como si todo lo que ocurre en Barcelona no alcanzara, Messi también es noticia en Argentina porque la Justicia está investigando si fue espiado durante el gobierno de Mauricio Macri. El futbolista aparece en una causa en la que el juez Rodolfo Canicoba Corral y el fiscal Federico Delgado analizan maniobras de espionaje sobre personas influyentes.

El juzgado, de hecho, detectó que hubo consultas sobre los movimientos migratorios de Messi realizadas por dos fuerzas de seguridad distintas, con claves utilizadas por la Policía Federal y la Gendarmería. De un modo similar a lo que ocurrió con el escándalo de I3 Ventures, la hipótesis que manejan en la fiscalía es que los pedidos son para uso de información sensible y privada, posiblemente para fines políticos, empresarios o comerciales.

(*) Esta nota fue publicada en el Diario PERFIL.

Agustín Colombo

Agustín Colombo

Periodista

Comentarios

También te puede interesar

Más en