442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
20/09/2018

Dedé: “Ni los jugadores de Boca entendían la expulsión”

Dedé incrédulo ante la expulsión del árbitro paraguayo Eber Aquino. / AFP

El defensor de Cruzeiro se mostró molesto por la polémica decisión del árbitro paraguayo Eber Aquino. “Incluso si me hubiese sacado amarilla, estaría muy errado”, expresó. Video.

La jugada en la que el brasileño Dedé choca con Esteban Andrada terminó siendo la imagen del duelo copero entre Boca y Cruzeiro. El arquero xeneize terminó con la fractura del maxilar inferior y el defensor fue expulsado por esa fortuita acción en una polémica decisión del árbitro Eber Aquino a instancias del VAR.

Por este motivo, y al igual que todo Cruzeiro, Dedé se mostró muy molesto y hasta sorprendido por la decisión del paraguayo que dejó con una menos al equipo brasileño y le hace perder el partido de vuelta al central.

Estoy muy decepcionado. Es una jugada fuerte, pero de juego. El árbitro no me dio ninguna explicación. En el momento dijo que yo le pegué en la cabeza al jugador. Yo creí que él me había dicho que había dado un codazo y hasta dudé de mí, me pregunté si en la jugada había saltado con los brazos abiertos, pero sabía que no. ¿Cómo voy a tener mala intención con el adversario si voy con la cabeza? Eso no existe en el fútbol”, afirmó visiblemente enojado.

“Fue una jugada con mucha gente, ni miré. No sabía que había golpeado al arquero. Cuando me di cuenta, vi que estaba con el ojo medio fuera de lugar e intenté socorrerlo. Me preocupé por él. No sentí el dolor en la cabeza por el lugar en el que golpeé, estaba con la cabeza baja. La gente está preocupada porque, con tanto recurso, el árbitro me expulsa igual y deja al equipo comprometido en un torneo difícil como este”, agregó.

Dedé comentó, además, que la expulsión llegó en el mejor momento de su equipo: “Creo que el árbitro cometió un error muy grave, perjudicó de más a nuestro equipo que estaba haciendo un buen segundo tiempo”.

Luego, el brasileño duplicó la apuesta y dijo que la jugada ni siquiera dio lugar a la amonestación: “Yo creo que, incluso si me hubiese sacado amarilla, estaría muy errado”.

“Si yo hubiera ido con maldad, los jugadores de Boca me hubieran venido a hablar. Ellos me agradecieron por haber pedido ayuda, y cuando fui expulsado, me preguntaron qué pasó. Se sorprendieron, ni ellos entendieron la expulsión”, cerró.

ED

Archivado en: , , , , , , ,
Clubes:

 

 

Opinión