442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
19/10/2019

Inglaterra y All Blacks arrasaron y están en semis

Aaron Smith, figura de los All Blacks ante Irlanda, se encamina hacia el try. // AFP

Dos de los máximos candidatos al título en el Mundial de rugby se cruzarán por un lugar en la final. Nueva Zelanda le metió siete tries a Irlanda. El resumen.

Los cuartos de final del Mundial de rugby arrancaron con dos palizas de los máximos aspirantes al título en Japón. Nueva Zelanda, campeón defensor, aplastó 46-14 a Irlanda en Tokio e Inglaterra hizo lo propio ante Australia, al que venció con un rotundo 40-16 en la ciudad de Oita. Ambos seleccionados se cruzarán en las semifinales el sábado 26 de octubre, en Yokohama.

En primer turno, Inglaterra desplegó todo su potencial tanto en ataque como en defensa y no le dio chances a los Wallabies, otro seleccionado top del mundo.

Ausente en las semis de las dos últimas ediciones en 2011 y 2015, el XV de la Rosa dominó claramente a los australianos, apoyando 4 tries y aprovechando el buen pie de su capitán Owen Farrell, autor de 20 puntos.

Lee también: Acusan a Los Teros de causar destrozos en Japón

«Hicimos lo que teníamos que hacer. Tomamos ventaja y Australia lanzó todas sus fuerzas a darnos batalla. Fue una buena actuación pero no tenemos la sensación de estar todavía a nuestro mejor nivel», declaró Farrell al término del partido.

Esta victoria pone a Inglaterra como un rival a tener muy en cuenta, algo que su entrenador, Eddie Jones, lleva pregonando cuatro años. El coach australiano preparó un equipo para imponerse en Japón, país al que también hizo progresar luego de conducir a Australia a la final del Mundial 2003 contra, precisamente, los ingleses.

El rival de la temible Inglaterra serán nada menos que los All Blacks. Los campeones reinantes, que venían de un descanso largo tras la suspensión del partido ante Italia por el tifón, tampoco tuvieron dificultades para deshacerse de Irlanda.

En su búsqueda de una tercera corona mundial consecutiva, Nueva Zelanda marcó siete tries, dos de ellos obra de Aaron Smith (14, 20), para hacer callar a los ruidosos hinchas irlandeses, que acudieron en masa a Japón para apoyar a su selección.

Lee también: Japón venció a Escocia y hace historia en el Mundial de rugby

Pero el entusiasmo de los de verde fue simplemente insuficiente para detener la aplanadora negra que cayó sobre el XV del Trébol, que se marchó al descanso con una desventaja de 22-0 y una defensa con agujeros por todos lados.

El de este sábado fue el último encuentro con la camiseta de su selección del hooker y capitán irlandés, Rory Best, que sin duda hubiera preferido otra despedida. El seleccionador, Joe Schmidt, también dijo adiós con esta derrota.

La otra semifinal opondrá a los ganadores de los otros dos partidos de cuartos de final, GalesFrancia y JapónSudáfrica, que se celebran el domingo.

Fuente: AFP

FH

Archivado en: , , , , , , , , , , ,

 

 

Opinión