miércoles 17 de abril del 2024
Opinión

Martín Demichelis y el festejo desaforado tras haber alcanzado un nuevo campeonato

En la noche del miércoles el Micho volvió a celebrar en el fútbol argentino.

En los últimos días, la racha de empates consecutivos ha venido opacando el gran trabajo que ha realizado Martín Demichelis, quien nuevamente volvió a celebrar con River Plate, una institución que lo vio nacer como futbolista.

En este contexto, algunos hinchas se atrevieron a silbar al técnico del Millonario cuando fue presentado por la voz del estadio Monumental durante el cruce ante Independiente Rivadavia.  Otros, por su lado, continuaron realizando fuertes críticas en otros escenarios como por ejemplo, las redes sociales.

Tal vez, son aquellos seguidores que tienen poca paciencia y que además se están olvidando de la marca que está generando Demichelis en un club, que en los últimos tiempos conquistó certámenes bastante representativos.

Es importante mencionar que en seis meses dirigiendo en Argentina, el ex defensor central salió campeón en la Liga Profesional del 2023, en un certamen donde se presentó más fuerte que sus rivales y por supuesto sacó amplias ventajas.

Luego llegó la decepcionante actuación en la Copa Libertadores que también estuvo acompañada por la ruptura del DT con los principales referentes del equipo. Pero, en este contexto, River siguió el camino y se metió en las semifinales de la Copa de la Liga 2023 en donde fue superado por Rosario Central, conjunto que se consagró con aquel torneo.

Para cerrar la temporada, el cuadro del barrio de Núñez volvió a obtener un campeonato y lo hizo categóricamente frente al Canalla en el denominado Trofeo de Campeones.

Posteriormente, llegó el 2024 y el hincha volvió ilusionarse. A pesar de las circunstancias, las críticas se mantuvieron y hasta se intensificaron luego de cosechar varios empates consecutivos en la actual campaña. 

Pero, en este sentido, hay un importante asunto para remarcar: de momento, el Millonario es el único que no ha perdido en el campeonato.

Al parecer ser esta estadística no satisface el paladar de un sector de la hinchada y por ello, la prueba en Córdoba ante Estudiantes de la Plata fue tomada con muchísima seriedad por Martín Demichelis, quien pudo remontar el marcador adverso para luego darle un nuevo trofeo a la institución que más aprecia.

Su grito eufórico después del tanto convertido por Aliendro lo dejó muy en claro: fue un festejo que probablemente iría dedicado para aquellos que aún se atreven a silbarlo.

Todos somos conscientes de que Marcelo Gallardo definitivamente dejó la vara muy en alto, pero el Micho de a poco le está brindando grandes alegrías al club.