442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
27/10/2019

Sudáfrica e Inglaterra reeditarán la final del 2007

Sudáfrica finalista del Mundial de Rugby tras vencer a Gales. //AFP

Los Springboks dejaron en el camino a Gales con un ajustado 19-16 sobre la hora y el próximo sábado irán por el tercer título de su historia. Video.

Sudáfrica venció este domingo a Gales (19-16) en la segunda semifinal de la Copa del Mundo de rugby y se enfrentará a Inglaterra en la final, el próximo sábado 2 de noviembre en Yokohama.

Los ingleses y los Springboks volverán a verse las caras en una final, como en la edición de 2007, donde se impusieron los sudafricanos (15-6) para lograr su segunda corona mundial.

Lee también: Inglaterra puso fin al reinado de los All Blacks

Doce años más tarde, Sudáfrica, también campeona en 1995, vuelve a una final tras un encuentro trabado y plagado de faltas.

«Fue un partido verdaderamente angustioso. Habíamos perdido nuestros cuatro últimos partidos contra ellos. Y el duelo habría podido ser para ellos. Los respeto mucho, como a su entrenador. Creo que hemos sido un poco afortunados», declaró al final del encuentro Rassie Erasmus, el seleccionador sudafricano.

«Estamos en la final del Mundial, pero eso es solo la mitad del camino. Nos encantaría ganar la Copa del Mundo«, añadió Erasmus. «Jugamos contra una Inglaterra con clase pero estamos ahí. Tenemos una oportunidad ahora y podríamos ir hasta el final. Nunca se sabe».

Las dos selecciones iban empatadas (16-16) a cinco minutos para el final, cuando el apertura Handré Pollard dio la clasificación a su equipo al anotar un penal a 35 metros de distancia de los postes galeses.

«Orgulloso de ponerme esta camiseta»

Pollard fue el autor de 14 de los 19 puntos de su selección. El único try sudafricano fue obra del centro Damian De Allende (57), mientras que el wing Josh Adams posó el único try galés (65).

Inglaterra se clasificó el sábado a la final del Mundial luego de eliminar a los All Blacks, vigentes campeones, por 19-7.

El partido por la tercera plaza enfrentará a los galeses con los neozelandeses el próximo viernes 1 de noviembre.

«Perdimos por poco pero tal vez tendremos otra ocasión (de llegar a la final). No fue nuestro día, pero siempre estoy orgulloso de ponerme esta camiseta y de representar a toda la gente en este estadio», dijo al borde de las lágrimas el capitán galés, Alun Wyn Jones, con el pitido final.

Ya eliminados en semifinales en 1987 (contra Nueva Zelanda, 49-6) y en 2011 (contra Francia, 9-8), los galeses dejaron escapar una tercera oportunidad de clasificarse para una final de la Copa del Mundo.

El partido por la tercera plaza será el fin de la aventura para el seleccionador de Gales, el neozelandés Warren Gatland, que soñaba con meter a su equipo en la final antes de dejar el cargo que ocupa desde 2008.

Fuente: AFP

IP

Archivado en: , , , , , , , ,

 

 

Opinión