jueves 29 de febrero del 2024

Cabrera quedó cerca de la hazaña

El cordobés perdió el Masters de Augusta en el desempate frente al australiano Adam Scott, quien se coronó por primera vez. Gran tarea del Pato.

442

El cordobés Angel Cabrera perdió el Masters de golf de Augusta en un emocionante desempate ante el australiano Adam Scott, quien se coronó campeón.

De esta manera, el Pato se quedó sin ganar su segundo Grand Slam en Augusta, ya que tiene el recuerdo mágico de la edición 2009.

Cabrera y Scott acumularon ambos 279 golpes, nueve impactos bajo el par de la cancha, tras las cuatro rondas y tuvieron que desigualar en los hoyos 18 y 10 para conocer al campeón 2013 del primer Major del año.

Luego de mantener la paridad en la bandera 18, el hoyo Camellia (10) fue vibrante para ambos, ya que Cabrera falló de manera milimétrica el birdie decisivo y lo aprovechó Scott, quien metió un gran putt y se consagró, luego de una jornada que estuvo condicionada por la lluvia.

El subcampeonato le representó al cordobés un premio de 864 mil dólares, mientras que el ganador embolsó 1.440.000 dólares.

El cuarto y último día de competencia comenzó con Cabrera en la cima junto al estadounidense Brandt Snedeker. El Pato hizo birdies en las banderas 2 y 7, tras los primeros nueve hoyos, y había sacado una diferencia de tres golpes contra Snedeker, su inmediato perseguidor, que de a poco se fue desinflando.

Pero, en el comienzo de los últimos nueve hoyos del día, Cabrera tuvo problemas y condimentó el campeonato, que hasta ese momento parecía tener nuevamente la consagración color argentino.

En el hoyo 10, el cordobés hizo un bogey, quedó con -9 y de a poco se venía la remontada australiana, a cargo de Scott y de Jason Day.

La bandera 13 fue trágica para el Pato, ya que tiró la pelota al agua, cumplió un golpe de penalización y trepó Day parcialmente a la cima.

Cabrera sabía que tenía que arriesgar para volver a la conversación por el título y consiguió de esa manera dos birdies (16 y 18), para cerrar la ronda con 70 impactos, dos bajo el par.

Por su parte, Day hizo un begey fatal en el 18 para cerrar también con 70 (-2), pero a dos unidades de los jugadores que desempatarían.

Scott, con un birdie en el 15 y después haciendo par en los tres hoyos finales, cerró el torneo con 279 (-9) golpes, un impacto por encima de Cabrera, quien debía todavía jugar el último hoyo.

El Pato consiguió bajar el par en el 18 y nuevamente fue al desempate del Masters de Augusta, apostando a tener un final parecido como en el 2009.

Junto a Scott, Cabrera jugó primero en el hoyo 18, igualando con el australiano y teniendo que volver a tirar en el 10 para definir al triunfador.

Scott fue más certero que Cabrera dentro del green, por más mínima que haya sido la distancia, coronándose campeón y calzándose por primera vez la tradicional y emblemática chaqueta verde.

Para Cabrera, quedará el recuerdo de su temple y lucha hasta el final en un Masters que seguramente lo tendrá como animador nuevamente en las próximas versiones.

Fuente: DyN