442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
20/03/2017

Del tiro en la rodilla a ser el héroe en la Bombonera

Emanuel Reynoso fue el héroe de Talleres en la Bombonera. //Telam

Emanuel Reynoso le dio un triunfo histórico a Talleres ante Boca. Hace sólo tres años fue herido de bala y no sabía si podría si seguir jugando al fútbol.

Talleres hizo historia en la Bombonera, donde volvió a ganar después de más de 30 años y esa alegría inmensa para la mitad de Córdoba tuvo a Emanuel Reynoso como gran protagonista gracias a su primer gol en Primera División en el momento y el lugar más oportuno, nada más y nada menos que ante Boca, para coronar una gran actuación colectiva del equipo de Frank Darío Kudelka.

Pero lo que hoy es pura felicidad para el juvenil de 21 años, a esta misma altura de 2014 era pura incertidumbre y dolor. Una tarde como cualquier otra después de almorzar con su familia, agarró su moto y se dirigió a la casa de un amigo con quien se quedó charlando en la vereda cuando dos delincuentes se acercaron a robarle. El se resistió al asalto, todo terminó con un tiro en su rodilla izquierda y su futuro como futbolista quedó en suspenso.

“Me senté y lo primero que pensé fue ‘¿Volveré a jugar al fútbol?’. Era mi futuro y el de mi familia. Después cayeron mi mamá, mi papá, mis hermanos. Me llevaron al médico. Hicieron estudios y por suerte no había tocado nada raro. Me había asustado mucho. Yo confío mucho en Dios, y creo que El estuvo conmigo en ese tiempo”, le contaba a El Gráfico tiempo atrás.

De origen muy humilde, las expectativas de Emanuel era poder devolverle a su mamá con el fútbol todo lo que ella lo había ayudado para llegar. Con el apoyo de la familia, del club y de sus compañeros de Cuarta División donde él jugaba en ese momento, empezó a creer en la recuperación.

Los ladrones nunca aparecieron pero Bebelo sólo estaba enfocado en volver a jugar. Lo hizo justo en un clásico ante Belgrano: “Entré en el segundo tiempo y a los pocos minutos, me echaron. No lo podía creer. Pero bueno, igual me fui contento porque volvía a jugar. Y mi familia también estaba contenta, ellos tenían fe en que iba a volver”, recuerda Reynoso.

Su capacidad como futbolista estaba demostrada pero habría más obstáculos que pondrían a prueba su personalidad porque al poco tiempo tuvo un accidente en moto, se bajoneó y pensó en dejar el fútbol. El club lo fue a buscar, lo convenció y regresó con todo. En octubre de ese mismo 2014, debutó en el plantel profesional de Talleres enfrentando a Alvarado de Mar del Plata por el Torneo Federal A.

Formó parte del plantel que logró el ascenso a la B Nacional en el 2015 y también fue pieza clave del equipo que en siete meses salió campeón y devolvió a Talleres a Primera División. En la Bombonera marcó su primer tanto en Primera (había hecho uno en el Argentino A) y su historia de talento y supercaión se hizo conocida por todos.

Archivado en: , , , , , , ,
Clubes:

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

 
?>