442

El sitio de deportes de Perfil.com

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Estadísticas
 
24/08/2018

Los 10 casos de “escritorio” más famosos de los cinco grandes

Los clubes grandes y sus casos de "escritorio" más famosos. / Cedoc

San Lorenzo arrojó la primera piedra y luego se sumaron Independiente y Racing. Pero todos los grandes hicieron “uso” del reglamento para beneficio propio.

Primero San Lorenzo, luego Independiente, y Racing no quiso ser menos. Las últimas semanas en Argentina se podrían catalogar como el mes del escritorio. Más allá de ser clubes grandes, ninguno de los tres dudó en ir corriendo a pedir los puntos en Conmebol. Esto despertó una ola de críticas y memes sobre el “escritoriazo”. Pero todos tiene algún que otro escritorio en su pasado.

Ningún club se salva, pero los que tienen más poder, como siempre, suelen ser los más beneficiados. Por eso, los cinco grandes tienen varios logros conseguidos por “aprovechar” o hasta “manipular” el reglamento a su favor. Los casos más famosos.

  • El ascenso de Boca y el no descenso de River (1912)

Los escritorios no son cosa de ahora. En el amateurismo ya sucedían e, incluso, con mayor asiduidad. Por ejemplo, cuando Boca logró el ascenso a Primera División en 1912. Antes, naturalmente, jugaba en la B y en el torneo de ese año, terminó tercero y no le correspondía ascender. Sin embargo, como hubo una ruptura en la asociación y varios clubes se fueron para formar otra liga, sólo quedaron seis equipos en primera y se tomó una peculiar resolución.

Lo que hizo la asociación, con el aval de todos los clubes, fue subir a todos los equipos de la B (eran siete) a primera y, también, anular los descensos de esa temporada. Con esta última medida el que se vio beneficiado fue el propio River que había terminado último en la tabla de primera, igualado en puntos con Belgrano Athletic, con el que debía jugar un desempate para definir el descenso.

  • Primer clásico Racing – Independiente (1915)

En 1915, Racing e Independiente jugaron el primer clásico de Avellaneda de la historia en Primera División y todo se resolvió, si bien el partido terminó, todo se resolvió fuera de la cancha.

Independiente ganó 2 a 1 pero luego perdió los puntos en el Tribunal por haber incluido de manera incorrecta en su equipo a un jugador. Se trataba del defensor Victorio Capelletti que estaba inhabilitado.  Así la Academia ganó el clásico en el escritorio.

  • Boca – Racing y la clasificación a la Libertadores (1988)

El Xeneize y la Academia buscaban la clasificación a la Copa Libertadores el 22 de diciembre de 1988, en la última fecha de la primera rueda. El equipo de Omar “Pato” Pastoriza era el escolta (36 puntos) del torneo y visitaba al líder (39) Racing, y, si bien entraban los dos primeros, Boca tenía varios equipos que lo acechaban.

El primer tiempo terminó sin goles en un partido muy luchado, pero cuando los jugadores volvieron tras el entretiempo, los hinchas de la Academia comenzaron a arrojar pirotecnia y piedras a la cancha. Lo que derivó en que a Carlos Navarro Montoya le cayera un petardo muy cerca cuando se dirigía a ocupar el arco.

En medio de la incertidumbre, el entonces presidente de Racing, Juan Destéfano, increíblemente ingresó a la cancha para pedir la continuidad del juego. Sin embargo, el árbitro Carlos Espósito decidió suspenderlo y la decisión pasó a las manos del Comité de Disciplina de la AFA.

El 5 de enero de 1989, la AFA le dio por ganado el partido a Boca por 1-0, mientras que a Racing le descontó dos puntos al finalizar el campeonato. Con esto, la primera rueda dejó a los de Avellaneda y a los de Boca igualados en 39 puntos, por lo que ambos clasificaron directamente a la Libertadores.

  • San Lorenzo, River y un título oficial más

Los escritoriazos también funcionan con retroactividad. Es que, recién en 2013, la AFA le sumó una estrella a River y San Lorenzo que obtuvieron en… 1936.

Así, ambos se sumaron la Copa de Oro y la Copa de honor, respectivamente casi 80 años después de haber conquistado esos títulos.

  • Desempate Boca – Vélez para clasificar a la Libertadores (2015)

Boca tuvo otro capítulo un poco más cercano de un verdadero escritoriazo. Vélez había clasificado a la Copa Libertadores 2015 por diferencia de goles ante Boca en la tabla general de la temporada 2013-14. Pero Daniel Angelici hizo el reclamo y por un “vacío legal” en la definición en el caso de igualdad de puntos, la AFA dispuso que se juegue un partido desempate en enero, el cual terminó ganando el Xeneize 1 a 0.

Si bien Boca estaba clasificado a la Libertadores, debía jugar el repechaje, pero tras ganarle el polémico desempate a los de Liniers, clasificó directo a la fase de grupos. Mientras que el Fortín se quedó afuera de todo y Estudiantes se metió por la ventana. Curiosamente esta Copa a la que clasificó el Xeneize fue la que luego sería recordado por el “gas pimienta”.

  • Boca – River y el gas pimienta (2015)

El día del “gas pimienta” seguramente es el más recordado de todos. No sólo por el recuerdo que aún está fresco, sino también por el inmenso escándalo que generó. Por los octavos de final de la Copa Libertadores del 2015, River superó con mucho sufrimiento la fase de grupos y el rival de la siguiente fase era nada menos que Boca, el mejor de la primer fase.

Sin embargo, el Millonario ganó 1 a 0 el partido de ida en el Monumental jugando de manera brusca ante un árbitro permisivo. En la vuelta, La Bombonera era una caldera -también influenciado por la eliminación también a manos de su eterno rival en la Copa Sudamericana del año anterior-.

El primer tiempo fue muy friccionado y terminó en cero. Pero cuando los futbolistas de River salían por la manga para jugar el complemento, el famoso “Panadero” les arrojó gas pimienta, lo que les provocó un fuerte ardor en los ojos. Rodolfo D’Onofrio entró al campo de juego y luego de un tiempo de incertidumbre, finalmente el partido se suspendió.

Los dirigentes del Millonario rápidamente fueron a Paraguay, la sede de la Conmebol, a reclamar por la espantoso situación que les tocó vivir a sus jugadores y así River accedió a los cuartos de final en la copa que terminó conquistando.

  • Independiente, Racing y un escritorio trunco (2017)

Para la Copa Libertadores del 2017, la Conmebol decidió ampliar el número de participantes y Argentina obtuvo un cupo adicional. Pero ese cupo generó un gran revuelo en el fútbol nacional ya que varios se querían quedar con esa sexta plaza.

Es que Independiente y Racing hicieron un pedido formal para quedarse con el cupo que, por reglamento, le pertenecía a Atlético Tucumán. En ese torneo de transición, hubo dos zonas, y, si bien el Rojo y el Decano terminaron los dos terceros en sus respectivos grupos, los tucumanos cosecharon más puntos.

Finalmente, la AFA le dio la razón a Atlético que así jugó la Copa Libertadores por primera vez en su historia.

  • San Lorenzo – Deportes Temuco (2018)

Los últimos casos son los más recordados, y el primero fue el de San Lorenzo. El Ciclón perdió el partido de ida ante Deportes Temuco en el Nuevo Gasómetro. Pero en el equipo chileno había ingresado en el complemento, Jonatan Requena, que ya había jugado esta edición de la Copa Sudamericana con Defensa y Justicia.

Los propios dirigentes del Halcón le avisaron a Lammens y compañía que terminaron ganando el partido por 3 a 0 por la mala inclusión del jugador. Y, a pesar de perder también el encuentro de vuelta, clasificar a la siguiente fase.

  • Independiente – Santos (2018)

Si bien el caso de Independiente aún no está resuelto, los dirigentes del Rojo no tardaron en realizar la protesta en la Conmebol ante la presencia de Carlos Sánchez en el Santos. El uruguayo acarreaba una fecha de suspensión de cuando jugaba en River y, de todas maneras, jugó el partido de ida en Avellaneda por los octavos de final de la Copa Libertadores.

Los dirigentes del Peixe aclararon que habían consultado en Comet, el sistema que tiene Conmebol para conocer las sanciones, pero Sánchez figuraba como habilitado. De todas maneras, como Independiente hizo el reclamo en tiempo y forma, todo parece indicar que los brasileños la tendrán complicada.

  • Racing- River (2018)

Distinto es el caso de Racing y River. Ya que Bruno Zuculini debía una sanción de dos encuentros, pero ni la Academia, ni tampoco los clubes que jugaron contra el Millonario en la fase de grupos hicieron el reclamo como debían.

Además, los dirigentes del club de Núñez se movieron rápido y divulgaron un cruce de cartas con la Conmebol que deja en evidencia las fallas de la entidad. Por eso, el ente tomó una decisión rápida y no sancionará a River, pero Zuculini no podrá jugar por las fechas que debe cumplir.

De todas maneras, los dirigentes de Racing no piensan quedárse en el molde e irán a la FIFA y al TAS a profundizar el reclamo. Incluso, algunos comienzan a deslizar que pedirán la eliminación de River.

Todo sea por ganar el partido. “El fin no justifica los medios”, dice la afamado frase, pero en el fútbol argentino poco importa. Todos quieren ganar, después vemos cómo.

Eugenio Druetta

Archivado en: , , , , , , , , , , , , , ,
Clubes:

 

 

Opinión