Perfil

MáS DEPORTES | 20-03-2020 08:55

El plan de la selección de beach volley para no perder ritmo en la cuarentena

Tras jugar el Sudamericano de Lima, el plantel decidió aislarse en una quinta para seguir con los entrenamientos pensando en Tokio 2020.

Ante la cuarentena obligatoria decretada por el presidente de la Argentina, Alberto Fernándezpara evitar mayor cantidad de contagios por coronavirus, la selección nacional masculina de beach volley tomó una determinación responsable e inteligente para continuar con los entrenamientos todos juntos. 

Al regresar del Sudamericano de Lima, Perú, donde la dupla conformada por Julián Azaad y Nicolás Capogrosso obtuvieron la medalla de plata, el plantel, que se conforma por cuatro integrantes, decidió pasar el aislamiento juntos en una quinta de la ciudad santafesina de Funes para continuar con la preparación física y a la vez llevar adelante el cumplimiento de la cuarentena a raíz pandemia.

"La cuarentena no es agradable para nadie pero la venimos llevando de la mejor manera posible. Estamos los cuatro entrenando, distrayendo la cabeza y conviviendo en una casa, por lo que es bastante llevadera", señaló Azaad a la agencia Noticias Argentinas. El cuarteto de voley playa que se mantiene aislado lo completa la otra dupla argentina que participó del certamen, Leandro Aveiro y Bautista Amieva.

La idea de acondicionar el predio para no perder días de entrenamiento surgió "como un chiste", contó el entrerriano Azaad: "Nos reímos todos pero con el correr de los días fue tomando forma porque era definitivo que teníamos que estar en cuarentena, era nuestra responsabilidad social. El plan, sin embargo, necesitaba el aval del cuerpo técnico: "Se entusiasmaron enseguida y armaron todo, trajeron alimentos del gimnasio, pagaron un flete y dejaron todos los materiales para poder entrenar acá. Estamos agradecidos al trabajo que hicieron".


La decisión de los jugadores también estuvo basada en la doble ratificación del Comité Olímpico Internacional (COI) sobre la realización de los Juegos Olímpicos Tokio 2020. "Asumimos el compromiso con nuestros objetivos pese a todo esto del coronavirus. Tokio sigue en pie y el Preolímpico -en junio- todavía no se dio de baja, nosotros seguimos tratando de enfocarnos en eso", dijo el jugador.

"Es una situación atípica pero siempre en el deporte gana el que mejor se adapta a las situaciones que se presentan. Imagino que es muy difícil para el COI tomar una decisión de ese tipo, pero estamos en un momento en el que la prioridad no es el deporte ni los Juegos Olímpicos, es que la gente no se muera", consideró.

En la misma línea, remarcó: "No existe el manual de cómo se hacen las cosas en estas situaciones, todos estamos improvisando, pero ellos son especialistas y sabrán por qué toman las decisiones".

Respecto a las consecuencias del receso, dado que ya se suspendieron varias actividades del circuito mundial, el integrante de la Selección argentina sostuvo: "Esto nos saca ritmo de competencia pero los otros equipos quizás no tienen la forma de entrenar que estamos teniendo nosotros, por lo que puede que hasta tengamos alguna ventaja".

Fuente: NA

FH

Comentarios

También te puede interesar

Más en