domingo 14 de abril del 2024
Tenis

Etcheverry y Jarry anticipan un choque explosivo en el Argentina Open y Wawrinka volverá ¿con Roger Federer?

Un platense express, un relojito serbio, un dorado que madura y un misil chileno dieron la nota. Un amor suizo dice volveré.

Avanza el Argentina Open y los encuentros se van haciendo más intensos, interesantes y disputados. Si bien el polvo de ladrillo da la oportunidad a un juego más lento, ello no impide ver estilos contrapuestos, en algunos casos más aptos para otro tipo de superficie, pero que aquí encuentran cómo incomodar y progresar en el torneo. Este fue el caso de la ultima jornada, que tuvo potencia y belleza que recibieron el generoso reconocimiento de los espectadores.

Etcheverry Express

Trabajo express de Tommy Etcheverry. Despachó al colombiano Galán 6-3 6-0 en 1:23 hs. demostrando que tiene tenis y cabeza para disputar el liderazgo de esta joven generación de tenistas argentinos. Si bien sufrió un quiebre de servicio en el primer set, él pudo concretar seis sobre su rival durante el partido, lo que sumado a su regularidad y precisión demuestran la contundencia de su actuación, que lo posiciona con fundadas expectativas para la severa cita que lo aguarda en cuartos de final. Será ante el número tres del torneo, el chileno Nicolás Jarry, con quien está igualado en 1 en la etapa profesional, aunque en el total de sus enfrentamientos lleva la delantera por 4 a 1.

Argentina Open

Relojito serbio

El serbio Dusan Lajovic es de esos jugadores que no hace ruido pero siempre está, especialmente si se trata de jugar en Buenos Aires. Exponente de la raza hoy minoritaria del revés a una mano, serio, consistente, sin estridencias pero confiable y maduro. Hoy superó al trasandino Alejandro Tabilo por 6-4 1-6 6-1 y queda entre los ocho mejores del torneo, instancia en la que se las verá con Díaz Acosta.

Argentina Open

Díaz Acosta madura

El trabajo de Facundo Díaz Acosta fue tan sólido que no dejó resquicios para la recuperación de Francisco Cerúndolo. Porque en el primer set cuando Facu estaba quiebre arriba y Fran logró equiparar en 5, llegándose luego al tiebreak, parecía que la experiencia de este último podría prevalecer. Por el contrario, quien picó en punta y ya no la dejó fue Díaz Acosta, que sacando muy bien y devolviendo todos los palos que le llegaban del otro lado de la red, frustró a su rival y conquistó la manga por 7-6(3). El segundo set fue un lento pero inexorable camino de demolición y desmoralización. 6-0 a la postre para Facu, que completó una tarea soberbia, para orgullo de él y de Mariano Monachesi, “Mona”, que junto con Mariano Hood lo conocen desde que nació, cómo suele decir el “Niño”, subcapitán del equipo argentino campeón de Copa Davis 2016.

Argentina Open

Párrafo aparte para Francisco Cerúndolo, que lució falto de rebeldía. Es cierto que en ocasiones se le pide aplomo, ante los desbordes que a veces exhibe en el court. Pero hoy no mostró rebeldía sino conformismo. Es cierto que su oponente jugó con total claridad, pero él o pudo intentar variantes para cambiar el ritmo, la dinámica, en suma, el rumbo del partido. Hay mucho por trabajar para Fran, que tiene herramientas para seguir sumando con continuidad.

Jarry - Wawrinka un show aparte

Hasta ahora, el encuentro del torneo. Por la diferencia de edades, de estilos y de potencia que lo hicieron rico, variado, cambiante, entretenido, dramático y con un final incierto. Absolutamente destacable lo de Stanislas Wawrinka, que con 38 años aguantó los misiles que venían del lado del chileno, tanto saques como drives, y contrarrestó también con potencia pero especialmente con efectos y un enorme despliegue físico, pese a los diez de edad que le lleva a su rival de la noche.

El primer set fue muy parejo y hasta prolijamente predecible, encaminado al tiebreak, que hizo suyo Stan sin brillar pero con menos errores que Nicolás Jarry, para obtenerlo por 76(3).

El segundo pareció indicar un declive físico de Wawrinka y un mantenimiento de nivel de Nico, que se fue alejando en el marcador y se lo adjudicó por 6-2.

Argentina Open

Daba la impresión de que las cartas estaban echadas y que el europeo no tenía suficiente energía para afrontar la tremenda batalla que conllevaba un tercer set. No obstante, y de manera sorpresiva se adelantó en el score y mantuvo la diferencia durante gran parte del parcial, sacando 5-4 para partido, cuando se combinó un pobre game de su parte, y uno lanzado y muy agresivo de Jarry, que quebró para evitar la derrota. Así las cosas, ambos mantuvieron sus servicios para desembocar en otro desempate que tuvo en vilo a todos, porque mientras el sudamericano pugnaba por conservar la diferencia inicial a fuerza de bombazos, Wawrinka hizo todo a su alcance para igualarlo pero no le alcanzó, y fue finalmente 7-6(5) para el chileno, que accede a los cuartos de final y espera otra épica batalla de poder contra Etcheverry.

No habían transcurrido diez minutos de concluido el match, que Wawrinka ya estaba sentado en la sala de prensa con lágrimas en los ojos, visiblemente afectado por la caída. No ocultó su desazón y se deshizo en elogios para el público que tanto lo apoyó. Comenzó afirmando que “es duro perder así, un partido tan duro, tuve oportunidades para cerrarlo y aunque perdí pude disfrutar cada segundo de él, sentí mucho apoyo del público y lo agradezco, pero lamento que no voy a estar jugando acá de nuevo en dos días. A esta altura las derrotas son más difíciles para mí porque sé que no hay mucho más por venir. El apoyo que recibí me hizo emocionar y por eso traté de estar positivo durante el partido. Por supuesto qué hay cosas positivas que me llevo de mi nivel, del encuentro y del torneo. Hacía 11 años que no venía a jugar acá y me hubiera gustado seguir un poco más”.

Posteriormente, cuando llegó nuestro turno de preguntar, empezamos diciéndole que íbamos a ver si podíamos convertir esas lágrimas en una sonrisa, y además de consultarle si había entendido el “Están Están” y el “Dale Stan” del público apoyándolo masivamente, le recordamos la promesa hecha por Martín Jaite el sábado pasado, durante el sorteo del cuadro principal, de darles un wild card a Wawrinka y Roger Federer para que vengan el año que viene a jugar dobles juntos en el torneo. Al respecto le consultamos si haría todo lo que estuviera a su alcance para que ocurra. Logramos el primer objetivo, que fue sacarle una sonrisa y explayarse sobre lo mucho que había reconocido todo el aliento y soporte de parte de los fans, que realmente le pareció sorprendente. Entonces ratificó que fue una excelente decisión haber venido a jugar nuevamente a la Argentina, sonrío otra vez acerca del posible dobles con Roger, confirmó que desea volver el año próximo. Esperamos que la gestión ante el Maestro Suizo sea exitosa. Sería un golpe de escena único para el Argentina Open.

Dobles mixtos

Hoy fue el debut de las dos parejas de dobles que incluyen a los argentinos más encumbrados en el ranking mundial. Horacio Zeballos, el mejor exponente vernáculo de la historia en la especialidad, que junto con el hispano Marcel Granollers componen la dupla preclasificada primera del torneo, y el dúo de Machi González y Andrés Molteni que es el segundo en orden. Los primeros triunfaron por 6-4 6-7(4) 10-3 sobre los franceses Arribage y Reboul y los segundos sufrieron una sorpresiva y ajustada derrota por 1-6 6-3 10-8 ante el colombiano Nicolás Barrientos y el brasileño Rafael Matos.

En esta Nota