domingo 26 de mayo del 2024
Estudiantes de La Plata

Estudiantes publicó un nuevo parte médico de Javier Altamirano: "Estable y tranquilo"

El joven futbolista chileno que sufrió una trombosis cerebral en pleno encuentro entre el "Pincha" y Boca, evoluciona favorablemente.

442

 El mediocampista de Estudiantes, Javier Altamirano se encuentra "estable, alerta y tranquilo", de acuerdo con un comunicado dado a conocer por la entidad platense.

El volante chileno se descompensó el domingo último, durante el partido que su equipo disputaba ante Boca por la Copa de la Liga en el estadio Uno de La Plata, por lo que fue trasladado a un nosocomio local.

"Javier Altamirano continúa bajo cuidados intensivos. Se encuentra estable, alerta y tranquilo, con parámetros normales de acuerdo a su patología y tratamiento medicamentoso que recibe", señalaron las autoridades del club, tras haber recibido el informe del Hospital Italiano de Buenos Aires.

El futbolista se encuentra consiente pero sigue hospitalizado en observación, donde se determinó que la razón de su episodio se dio por una "trombosis del seno longitudinal superior" en el cerebro, lo que derivó en el cuadro convulsivo mientras jugaba.

Altamirano sufrió una trombosis cerebral

Pasadas las 19.30 horas del lunes, el club Pincha emitió un segundo parte médico acerca de la evolución del chileno y confirmó el diagnóstico: “Luego de los estudios realizados en el día de hoy, se determinó que la causa de la convulsión sufrida por el jugador fue una trombosis del seno longitudinal superior (cerebro)". 

Además, en el mismo comunicado se aclara: "Se encuentra estable, con la medicación adecuada y a la espera de otros estudios. Permanecerá internado para control evolutivo”.

Qué es la trombosis cerebral

Según sitios especializados en salud, la trombosis venosa cerebral es causada por un coágulo de sangre (trombo) que causa una interrupción del flujo sanguíneo dentro de las venas que recogen la sangre venosa (pobre en oxígeno) del cerebro. 

Como resultado, se acumula presión en las venas tanto superficiales como profundas del cerebro, lo que puede provocar hemorragia en diversas zonas de los hemisferios y ocasionar así un accidente cerebrovascular. 

SP